Curador News
Codelco

Querella pide investigar cuatro contratos firmados por Codelco

junio 16, 2017

Categorías

f

Tags

Uno de ellos por relación de parentesco y los restantes por asignación directa, además de otras irregularidades que fueron detectadas por Contraloría.

Cuatro son los casos constitutivos de delito en Codelco por los que los diputados de la región Paulina Núñez (RN) y Felipe Ward (UDI) se querellaron, con el fin de establecer si existió fraude al Fisco; negociación incompatible y tráfico de influencias. Entre estos acuerdos están los celebrados entre la minera y las empresas Hatch, Fundación Chile, Schwager Services y Sistema Consultores.

Los antecedentes de los contratos cuestionados fueron entregados al Ministerio Público, organismo que debería formalizar una investigación a través de la Brigada de Delitos Económicos de la PDI, además de oficiar a la Contraloría, a fin que se informe quiénes fueron los funcionarios que realizaron la fiscalización, con el fin de ser citados a prestar su declaración.

31 mil millones

Respecto de Hatch, la Contraloría detectó contrataciones realizadas con personas relacionadas, pese a que las empresas del Estado no pueden suscribir contratos administrativos de provisión de bienes o prestación de servicios con los funcionarios directivos del mismo órgano o empresa, ni con personas unidas a ellos por los vínculos de parentesco cuando sean gerentes, administradores, representantes o directores de cualquiera de las sociedades.

En este caso, Contraloría acreditó que existe relación de parentesco entre quien suscribe el contrato en representación de Codelco, es decir, Francisco Casas Cánepa, y Fernando Vivanco Giesen, representante legal de la empresa Hatch, siendo el primero yerno del segundo. Querella que detalla, además, que el total de los montos suman sobre 31 mil millones de pesos.

La querella explica que la auditoría a Codelco da cuenta de tres momentos contractuales de la empresa en el proyecto mina Chuquicamata Subterránea (PMCHS): uno para iniciar los estudios de ingeniería básica, y los otros dos para la ingeniería de detalle. La ingeniería básica fue adjudicada mediante licitación privada, resultando electa Hatch por sobre otros proponentes. Sin embargo, en las dos últimas contrataciones las adjudicaciones se hicieron mediante trato directo.

Las conclusiones de la auditoría dan cuenta que no consta la existencia de análisis que advierta ventajas de contratar con la citada empresa, toda vez que ella no ofrecía los menores costos ni tenía antecedentes de eficacia, dado que durante la ejecución de la ingeniería básica la empresa tuvo una demora superior a un año y con mayores costos para la cuprífera estatal.

Contrato estaba resuelto

En el caso de la Fundación Chile, la acción legal detalla que se detectó una contratación directa, denominada «Contrato de Desarrollo, Transferencia y Asesoría en Tecnología e Innovación», fundada en la razonabilidad de los precios y en su especificidad. Sin embargo, el informe de auditoría señala que ni los servicios eran suficientemente específicos ni los precios suficientemente razonables.

Lo más grave, detalla el documento, es que se acreditó que los servicios iniciaron antes de las aprobaciones de contratación directa, de modo tal que la contratación con este oferente estaba resuelta antes de que se terminara el procedimiento de aprobación de la contratación por trato directo.

Mantenimiento

En lo que respecta a Schwager Services S.A., también se detectó un trato directo en el contrato «Enlace servicio apoyo al mantenimiento planta concentradora», sin la necesaria justificación. Al igual que ocurrió con la Fundación Chile, los tratos directos celebrados no cuentan con informes de razonabilidad debidamente elaborados. Se constató, además, que hubo hitos fuera de plazo respecto de los cuales no hubo aplicación de multas. No es claro que los servicios hayan sido necesarios ni totalmente prestado en tiempo y forma, agrega la querella.

Análisis deficiente

El cuarto contrato cuestionado, es el que Codelco celebró por 33 millones de pesos con Sistema Consultores Limitada. Sobre este punto, la acción judicial explica que este contrato, llamado «Análisis sistémico de variables políticas», también se hizo por trato directo y por servicios cuya duración ascendieron a 12 meses.

Los motivos para asignar por parte de Codelco, nuevamente, fueron en función de experiencia y razonabilidad del precio sin que se pudiera acreditar fehacientemente que dichos criterios se cumplieron en este caso concreto.

La Contraloría pudo acreditar, teniendo a la vista los informes elaborados, que ellos constaban de «información general obtenida de los medios de comunicación social, presentada en los informes casi de la misma forma en que ella fue extraída, no advirtiéndose que den cuenta de que se haya ejecutado el trabajo de «Análisis sistémico de la variable políticas laboral de la realidad nacional y aquellas del ámbito internacional que son relevantes para Codelco».

La denuncia especifica, además, que se acreditó que el «análisis» no se relacionaba con variables de orden laboral ni con asuntos de orden internacional, sino que constaban de simples resúmenes de contingencia nacional, donde prácticamente no se tocaban temáticas laborales. Así, la Contraloría pudo concluir que lo efectivamente realizado por el contratista no tuvo relación con lo contratado originalmente, no dándose cumplimiento, entonces, al contrato en cuestión.

Fuente: http://www.revistatecnicosmineros.com

(Visited 1 times, 1 visits today)
Noticias relacionadas

Únete a nuestra lista para noticias y contenidos exclusivos para suscriptores

Gracias!